Mauricio Belloc
Selva urbana Mauricio Belloc

Las frases de AMLO

15 diciembre, 2018

“Ah qué bien, los que aumentaron la gasolina, ahora piden que la bajen (hoy mismo), mira hombre”, dijo El Peje, con Enrique Peña Nieto sentado a su lado izquierdo, mientras este último se hacía we, pasaba saliva, pasaba hiel.

“Me comprometo a no robar, si mi familia comete un delito, van a ser procesados y perseguidos”, “separaremos el poder político del gubernamental”, “ya no más fraudes electorales, acabar con esa vergonzosa tradición del fraude en elecciones”.

“Acabar con la corrupción y la impunidad (lo ha repetido, como si fuera su todo, es como su clave para todo su gobierno)… pero sin perseguir a nadie, porque no me gusta apostar al circo”.

En serio que eso de borrón y cuenta nueva es algo, que en lo personal, a este su servidor, no le gusta, pero ni modo, algo se trae AMLO.

Crear “La Comisión de la Verdad”, para resolver los casos espinosos como Ayotzinapa y otros.

En sí, nos encantaron las frases de Andrés Manuel López Obrador, las declaraciones, los enunciados, las sentencias muy pintorescas ellas, salpicadas de verdad y sobre todo, llenas del ferviente deseo de un gran pueblo, por escuchar.

Sí, eso era lo que el pueblo quería escuchar, les dijo lo que la gente esperaba, lo que el pueblo mexicano exigía oír del nuevo Presidente del país, algo que es válido, no creemos que haya pecado en ello.

“Este lunes se pone en venta el avión presidencial” y para pronto se desgranó el palacio de San Lázaro, ensordecedores aplausos cubrieron el recinto.

Y sin dudarlo, lo mismo ocurrió en cada rincón de la república mexicana.

DURO Y A LA CABEZA

Llegó al palacio legislativo Enrique Peña Nieto, bajo un coro de gritos reprobatorios de parte del pueblo; de “ratero, ratero, ratero”, no lo bajó la gente.

Ya adentro del palacio, después de agradecer a Peña, López Obrador le dejó ir la aplanadora encima, o sea, le sobó el lomo, para luego dejarle caer la puñalada de la verdad.

Todos sabíamos que después de estrecharle la mano, es decir cuando tomase el tabasqueño el micrófono, al tener la palabra y la atención del pueblo mexicano, amparado de la banda presidencial, con ésta por encima, atravesándole el torso, entonces, López Obrador enumeraría una tras otra, cada queja, cada denuncia, cada sentencia, cada reclamo que cada uno de los mexicanos quisiéramos hacerle en su cara al bandido mexiquense, al sapo desgraciado presidente saliente.

Sí, los 121 millones en el país y los 24 millones que están en Estados Unidos (según dijo esa cifra AMLO), escucharon del Ejecutivo entrante, todos los reclamos pendientes.

NO TENGO DERECHO A FALLAR

“El compromiso que tengo es con el pueblo, no tengo derecho a fallar, nada material me interesa, ni me importa”.

“Ni me voy a reelegir ni nada, además de juarista y cardenista, soy maderista, lo mío es Sufragio Efectivo, No Reelección”.

“El pueblo es el único soberano, el pueblo pone, el pueblo quita”.

“Empeño mi honor y mi palabra”, “se necesitan tres cosas para sacar a México adelante y ya tenemos dos de ellas: 1) Un pueblo trabajador (el nuestro como ninguno en todo el mundo, hemos dado ejemplo a lo largo de los años, en todos los escenarios); 2) Riquezas Naturales (México es rico en todo, mares, fronteras, aduanas, bosques, campos, granos, ganadería, montañas, petróleo, energéticos, cultura, playas, universidades, escuelas, turismo, metales, minas, todo)”.

“Y la número tres es un buen gobierno, trabajaremos para ello, no hay lugar para el fracaso”.

RESTAURACIÓN, ADIÓS AL NEOLIBERALISMO

La Cuarta Transformación ya empezó, la restauración, el cambio de México.

Aun y pese al mal augurio de Rafael Pérez Gay, Ciro Gomez Leyva, Carlos Marín, Héctor Aguilar Camín y decenas de tantos “monstruos” del periodismo, los que después de la toma de poder este sábado, hablaron pestes de lo dicho, de lo prometido y de lo que será el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

VIVA LA FRONTERA

Y desde el 1 de enero bajará el IVA del 16 por ciento actual, quedará en 8 por ciento y el ISR del 30 al 20 por ciento, esto en la franja fronteriza norte, faja de 30 kilómetros de ancho y más de 3 mil kilómetros de longitud.

También salario mínimo al doble en esta región, con combustible y electricidad al precio que rija en Texas, California, Nuevo México y Colorado.

Y en todo el país, los aumentos que se vayan dando a los salarios mínimos no estarán abajo del índice de la inflación.

Y en lo general, las frases o algo digno de comentar, entre muchas, fue: “No al gobierno rico, pueblo pobre”, por lo que se bajarán los salarios a los de arriba, para aumentarle a los de abajo.

El Presidente se bajará a 40 por ciento del sueldo actual que deja el presidente saliente.

Se crearán seis refinerías, no habrá aumento en impuestos, se tiene una deuda pública de 10 billones de pesos, Vicente Fox en el 2006, la dejó en 1.7 billones de pesos.

“Me canso ganso que el aeropuerto (Internacional de la Ciudad de México) estará terminado en tres años, con dos pistas adicionales en Santa Lucía”.

Creará 100 universidades públicas; 2.3 millones de jóvenes serán educados o instruidos en oficios, pagándoles 3 mil 600 pesos mensuales durante el aprendizaje o instrucción.

Todo el apoyo, respeto e impulso a los pueblos indígenas.

Números feos, fueron los 5 mil millones de pesos anuales en servicios médicos privados para los altos funcionarios del gabinete y gobierno de Enrique Peña; así como los 800 mil millones de pesos que se destinarán a la deuda pública en este siguiente 2019. Y esto apenas empieza, frases, mensaje, datos, números, fueron muchos, no cabe aquí todo.

Feliz domingo para todos, con nuevo gobierno de la república, no todos los días se da eso.

Con el mazo dando Mauricio Belloc

Querido Santa…

Con el mazo dando Mauricio Belloc

De poca jefa

Selva urbana Mauricio Belloc

¿Ejecutivo o ejecutor… de la prensa?

Selva urbana Mauricio Belloc

La zona franca es…